El término "galletas moldeables" no es un término de mercado, sino industrial/productivo, e identifica una amplia categoría de productos a base de masa blanda, ricos en grasas y relativamente frágiles, que antes de la cocción tienen una consistencia más o menos fluida.

Dependiendo del grado de liquidez, la masa se vierte o se inyecta (por ejemplo, bizcochos de soletilla, amaretti, merengues, magdalenas, obleas y gofres) o se extruye (por ejemplo, galletas krumiri, etc.).

La configuración particular del diseño productivo de IBL para este tipo de productos permite la máxima versatilidad y al mismo tiempo las personalizaciones más específicas del producto.


regresar